20 de agosto de 2013

Galletas de avena y sésamo al jengibre


Estas galletas están hechas 100% de avena, no necesitan otra harina en su preparación. Son muy ricas, quedan crocantes por fuera y blanditas por dentro. Son bien sanas y se aprovechan todos los beneficios nutricionales de la avena, el sésamo y jengibre.

La avena (avena sativa) es un cereal que aporta gran cantidad de fibra soluble e insoluble. Esta última resulta especial para la gente que sufre del famoso tránsito lento, ya que evita el estreñimiento y junto al silicio que contiene la convierten en un alimento altamente diurético, permitiendo eliminar el ácido úrico del organismo. La fibra soluble reduce la absorción a nivel intestinal del colesterol malo o LDL y aumenta la producción del colesterol bueno HDL. Esta fibra, específicamente llamada beta glucano en la avena, también regula el nivel de azúcar en la sangre, lo que la hace un alimento especial para diabéticos. Además refuerza el sistema inmune, recubre el estómago y el intestino ayudando a expulsar infecciones de tipo bacteriano y protege contra algunos tipos de cáncer como el de colon

Es un cereal alto en hidratos de carbono de fácil digestión, lo que lo hace un alimento especial en dietas para bajar de peso, pues da mucha energía y a su vez genera una sensación de saciedad por tiempo prolongado, reduciendo la ansiedad por comer. 
Estos son sólo algunos de sus beneficios nutricionales.


Si bien la avena no contiene gluten, la que venden generalmente está contaminada con éste porque no existen cultivos exclusivos de avena. Usualmente se cultiva cerca de campos de trigo, lo que provoca contaminación cruzada, al igual que cuando es procesada, pues se trata en las mismas plantas donde procesan el trigo, centeno y otros cereales. Por lo anterior, la avena podría contener trazas de gluten, a no ser que esté certificada y se indique en el empaquetado específicamente que es libre de gluten. 


Estas galletitas son mi versión de esta receta, en donde reemplazé la harina de trigo por la avena.

 
Galletas de avena y sésamo al jengibre

Ingredientes
- 1 1/2 taza de avena
- 1/3 taza de azúcar rubia de caña*
- 1/2 cucharadita de polvos de hornear
- 2 cucharadas de sésamo sin tostar
- 1 cucharadita de jengibre fresco rallado
- 1 huevo
- 62 gr mantequilla blanda (aprox. la mitad de un pan de 125 gr.)

*si no quieres usar azúcar puedes experimentar endulzando con pasas molidas, ciruelas secas molidas, dátiles molidos, estevia pura en polvo, etc.


1. Precalentar el horno a 180º
2. Tostar las semillas se sésamo en una sartén caliente sin aceite. Reservar
3. Mezclar la mantequilla junto con el azúcar hasta que se integren y la mezcla se vuelva más pálida.
4. Agregar el huevo y el jengibre. Revolver bien.
5. En otro bol mezclar la avena con los polvos de hornear y el sésamo (reservar un poco del sésamo para decorar las galletas)
5. Incorporar los ingredientes secos a la mezcla de mantequilla. Revolver bien y disponer cucharadas aplastadas de la mezcla en una bandeja para horno enmantequillada. Espolvorear sésamo por encima, también puede usarse sésamo negro
6. Llevar al horno de 12 a 15 min.

 

2 comentarios:

Julieta dijo...

Hola Paula! Que buenas quedaron estas galletas!!! Me encantó que hayas usado todo avena, tengo que probarlo! Saludos y gracias por mencionarme

Romina dijo...

Ya hice esta receta varias veces, super rápido de hacer y son riquisimas, gracias!!